Hablar y callar

HABLAR es fácil, pero CALLAR

requiere prudencia y dominio

HABLAR oportunamente, es acierto.

HABLAR frente al enemigo, es civismo.

HABLAR ante una injusticia, es valentía.

HABLAR para rectificar, es un deber.

HABLAR para defender, es compasión.

HABLAR ante un dolor, es consolar

HABLAR para ayudar a otros, es caridad.

HABLAR con sinceridad, es rectitud.

HABLAR de sí mismo, es vanidad.

HABLAR restituyendo fama, es honradez.

HABLAR aclarando chismes, es estupidez.

HABLAR disipando falsos, es de conciencia.

HABLAR de defectos, es lastimar.

HABLAR debiendo callar, es necedad.

HABLAR por hablar, es tontería.

HABLAR de Dios, significa mucho amor.

CALLAR cuando acusan, es hermosísmo.

CALLAR cuando insultan, es amor.

CALLAR las propias penas, es sacrificio.

CALLAR de sí mismo, es humildad.

CALLAR miserias humanas, es caridad.

CALLAR a tiempo, es prudencia.

CALLAR en el dolor, es penitencia.

CALLAR palabras inútiles, es virtud.

CALLAR cuando hieren, es santidad.

CALLAR para defender, es nobleza.

CALLAR defectos ajenos, es benevolencia.

CALLAR debiendo hablar, es cobardía.

Debemos aprender primero a CALLAR para poder HABLAR luego, pero siempre con acierto y tino.

"que tus palabras sean más valiosas que el silencio que rompen."

POR SIEMPRE...

 

Contacto

Francisco Jose

fjfc50@gmail.com

Buscar en el sitio

 

ENVÍA ESTA PÁGINA A UN AMIGO
Indica su e-mail:

en la memoria por Jandra


ALTAIR

Franastur

(SUS POEMAS SU VOZ)

La casa del cafe (Gijon)

 

Directorio enlaces | Promociona tu pagina web gratis

Locations of visitors to this page

 

>

© 2009 Todos los derechos reservados.

Haz tu página web gratisWebnode